Uso de las etiquetas RFID

Las etiquetas RFID se utilizan normalmente para identificar de forma única el elemento al que están adjuntas o incrustadas. Los casos de uso son extremadamente diversos, soportando cualquier cosa que sea un objeto físico.

El denominador común de todos los casos de uso de etiquetas RFID son:

  • Mejora la velocidad y precisión del inventario
  • No hay error humano
  • Logística optimizada de flujo de trabajo de manejo de un artículo
  • Pago sin contacto
  • Control de acceso

Las etiquetas RFID se utilizan cuando un objeto físico debe identificarse de forma única y rápida y confiable. Las aplicaciones son muy amplias y están en constante expansión.

Algunas áreas principales del uso de etiquetas RFID hoy en día son:

  • Identificación de animales (mascotas, ganado, animales de laboratorio)
  • Sistemas de control de acceso sin contacto
  • Pasaportes electrónicos y carnet de identidad
  • Logística minorista
  • Automatización y fabricación
  • Artículos retornables de transporte
  • Lavanderia comercial
  • Equipos médicos y de salud
  • Gestión de residuos